Sillas de Oficina: Guía de Compra, Uso y Cuidado

4 razones para elegir una silla de escritorio sin brazos

Oficina minimalista equipada con sillas de escritorio sin brazos

Para aquellos que trabajan en entornos de oficina, elegir la silla adecuada es de vital importancia: al fin y al cabo, se trata de un equipamiento que se utiliza durante periodos muy largos. Existen múltiples tipos de sillas de trabajo: fijas, giratorias, con reposabrazos o sin ellos; sobre este último tipo hablamos en este artículo para ayudarte a encontrar la mejor solución para tu lugar de trabajo.

¿Qué ventajas tiene elegir una silla de escritorio sin brazos?

Hay varios factores que te ayudarán a determinar si una silla de escritorio sin brazos es la solución más apropiada para tu oficina, desde el tipo de mesas existentes hasta las dimensiones del espacio, aunque lo más importante es tener claro el objetivo que se persigue con su adquisición. Te contamos las ventajas de la silla sin brazos y, sobre todo, en qué situaciones es más beneficioso optar por ella para equipar tu área de trabajo. 

 

Silla de escritorio sin brazos giratoria de color negro

 

1. Palía los problemas de almacenaje 

Si se dispone de una mesa de trabajo regulable con sitio para apoyar los antebrazos, una silla de escritorio sin brazos puede ser la mejor solución para tu oficina. En el caso de sillas giratorias sin brazos. Una de las mayores ventajas desde el punto de vista práctico es su facilidad de almacenaje. Este tipo de asiento suele ser más compacto y se ajusta mejor a espacios de trabajo reducidos, lo que lo convierte en una gran opción para oficinas o lugares de teletrabajo de pequeñas dimensiones, ya que se pueden desplazar bajo el escritorio cuando no se están utilizando.

En cuanto a las sillas fijas sin brazos, también son sencillas de almacenar: si no están en uso, se pueden apilar unas sobre otras, lo cual resulta muy eficiente en entornos donde las sillas se mueven con frecuencia o cuando se necesitan asientos adicionales de manera ocasional.

2. Proporciona versatilidad  y libertad de movimiento

Además de sus ventajas de almacenaje, las sillas sin brazos se pueden utilizar para una variedad de propósitos más allá del trabajo de escritorio. Las sillas giratorias sin reposabrazos pueden servir de asientos adicionales en salas de reuniones —donde los brazos podrían dar lugar a golpes o limitar el espacio—, mientras que las fijas se pueden usar en salas de espera o como sillas para invitados en despachos individuales. 

Yendo más allá de la organización espacial de las oficinas, las sillas de escritorio sin brazos permiten una mayor libertad de movimientos, sobre todo en aquellos puestos donde no hace falta un soporte para los antebrazos. Asimismo, hay tareas que se ven facilitadas por este tipo de asientos: por ejemplo, cuando el empleado tiene que levantarse y sentarse a menudo, o si necesita un rango de movimiento amplio para alcanzar objetos que se encuentran en su espacio de trabajo. 

 

Sillas de escritorio sin brazos compartiendo espacio en la misma mesa de trabajo

 

3. Contribuye a crear un estilo minimalista

Si buscas un asiento con una estética elegante y sencilla, las sillas de escritorio sin brazos suelen tener un diseño minimalista y moderno. Son la solución perfecta para aquellas oficinas que buscan un aspecto limpio y despejado, contemporáneo y con una estética agradable.

En Ofiprecios contamos con diversos modelos, tanto de sillas fijas como giratorias sin brazos, que encajan con este estilo: descubre la silla ATI BL sin brazos, la silla Zen sin brazos o la silla fija Wind

4. Las sillas de escritorio sin brazos ayudan a ahorrar

Uno de los pilares de Ofiprecios es ofrecer un catálogo cuidado de sillas de gran calidad a buen precio. Si se maneja un presupuesto ajustado para la compra de mobiliario de oficina, las sillas de escritorio sin brazos son una buena opción. Presentan precios más reducidos que sus homólogas con reposabrazos sin dejar de lado la ergonomía ni la funcionalidad. 

 

Silla de escritorio sin brazos modelo ATI de color blanco

 

Es importante recordar que elegir una silla con brazos o sin brazos depende de tus necesidades. Las sillas sin brazos facilitan algunas tareas, pero hay que tener presente que carecen de un punto de apoyo para los antebrazos; y esto, en algunos casos, desempeña un papel vital en la prevención de lesiones relacionadas con el trabajo, además de mejorar la comodidad y ergonomía.

En Ofiprecios contamos con una cuidada selección de sillas de escritorio, tanto sin brazos como con ellos, incluso tenemos sillas con brazos que se pueden mantener o retirar al gusto del usuario. ¡Encuentra la mejor silla para tu oficina en la tienda online de Ofiprecios!